Curiosidades sobre las bolsas de plástico 
15 febrero, 2021

Curiosidades sobre las bolsas de plástico 

Las bolsas de plástico forman parte de nuestro día a día ya que son un artículo muy común en la sociedad. Cada vez que vamos a un supermercado solemos utilizar al menos una bolsa de plástico, como mínimo, ya sea para guardar la compra o para meter las frutas y verduras. 

Pero en este artículo vamos a descubrir algunas curiosidades que te ayudarán a mirar con otros ojos las bolsas de plástico y esperamos que tras la lectura de este post intentes cambiar tu consumo para ayudar al medio ambiente. 

· Cada minuto se utilizan 1 millón de bolsas de plástico 

Las cifras del uso de bolsas de plástico son impresionantes. Según un artículo publicado en el periódico digital El Plural sobre las bolsas de plástico (que puedes leer completo haciendo click aquí) cada minuto se utilizan 1 millón de bolsas de plástico en todo el mundo. Casi nada. Pero es que solo en China se consumen cada día 3.000 millones de bolsas. Vamos, tres veces su población, ya que en este país asiático viven cerca de 1.400 millones de personas. Estas cifras reflejan el altísimo uso de bolsas de plástico, que como veremos a continuación es muy perjudicial para el medio ambiente. Y que además se podría limitar fácilmente. 

· La producción mundial de plásticos ha aumentado considerablemente en los últimos años 

Como hemos visto en el punto anterior el uso de las bolsas de plástico es increíble. Pero es que la producción de plásticos en general ha aumentado considerablemente en los últimos años. Así, en el año 1950 la producción de plástico se encontraba en 2,3 millones de toneladas, mientras que en el año 1993 esta producción se situaba en 162 millones. Y solo 12 años más tarde, en 2015, esta producción casi se triplicó hasta alcanzar la cifra de 448 millones de toneladas. 

Este aumento se debe a que prácticamente todos los alimentos del supermercado los encontramos envasados, a que como hemos visto utilizamos en el mundo 1 millón de bolsas de plástico cada minuto y también la mayoría de bebidas las encontramos en envases de plástico. Pero ya no solo alimentos, el plástico se utiliza para embalar artículos frágiles o para producir cientos de objetos que van desde juguetes a pajitas de plástico. 

· Se gasta mucho petróleo para su producción 

Para producir las bolsas de plástico se emplea petróleo y es mucho el utilizado para tal fin. Cada año se gastan alrededor de 100 millones de barriles de petróleo en todo el mundo para fabricar bolsas de plástico. Pero hay un ejemplo que permite visualizar mejor el uso de petróleo necesario para la producción de las bolsas. Y es que con el petróleo utilizado para generar un total de 14 bolsas un coche puede recorrer una distancia de kilómetro y medio. 

· Las bolsas de plástico son la causa de muerte de muchos animales 

Muchas de las bolsas de plástico que utilizamos a diario acaban en el mar. Las organizaciones ecologistas indican que estas bolsas son la causa de muerte de cerca de 100.000 animales marinos cada año. Animales que van desde las tortugas a grandes cetáceos como las ballenas. 

· Menos del 5% de las bolsas son recicladas 

Ya hemos explicado que gran cantidad de las bolsas de plástico que utilizamos acaban en el mar, pero es que solo el 5% de este producto es reciclado a nivel mundial. Por lo que la contaminación que producen es letal para el planeta. 

· Existen alternativas, como las bolsas biodegradables compostables 

Como hemos visto las bolsas de plástico son muy perjudiciales para el planeta. Por lo que todos deberíamos limitar su consumo o utilizar otras alternativas más ecológicas. 

Limitar su consumo es muy sencillo en tu día a día. Simplemente cada vez que vayas al supermercado acude con tus propias bolsas, preferiblemente de otros materiales como la rafia o que al menos sean biodegradables. Con este sencillo hábito no sólo estarás contribuyendo a cuidar el planeta, sino también tu bolsillo, ya que como sabrás actualmente las tiendas y supermercados están obligados por ley a cobrar las bolsas. 

Por supuesto, como persona individual también deberías reciclar las bolsas. Recuerda que son plásticos y se deben echar al contenedor amarillo al igual que las botellas de plástico u otros envases. 

Y si tienes un negocio también puedes ayudar a reducir el consumo de bolsas de plástico. ¿Cómo? Pues optando por alternativas menos perjudiciales como son las bolsas biodegradables compostables. “Este tipo de bolsas destacan porque son biodegradables y se degradan biológicamente, es decir, no producen residuos tóxicos en su descomposición. Además la calidad no se ve afectada para el comercio,  ya que son flexibles, presentan una alta resistencia y son cómodas de portar”, explican desde Bioplásticos Genil, empresa líder en el mercado de las bolsas de plástico para comercios en España. 

En resumen, esperamos que este artículo te haya servido para descubrir el alto consumo de bolsas de plástico que utilizamos a diario y para que intentes cambiar tus hábitos y poner tu pequeño granito de arena para la preservación del planeta.

Deja una respuesta