Curiosidades sobre implantes dentales que probablemente no conocías

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp

Los implantes dentales llegaron como la solución para todas aquellas personas que, por algún motivo o razón, perdieron en el camino una pieza dental y es un elemento elaborado generalmente en titanio que se pone de forma quirúrgica debajo de la encía, sustituyendo por completo la raíz del diente.

Aunque parezca poco creíble, los implantes dentales existen desde hace muchísimos años, de hecho, se calcula que los primeros fueron creados en los años 580 a.C cuando los mayas utilizaron conchas marinas como material para sustituir los dientes de una mujer, sin embargo, anteriormente también se utilizaban dientes de animales para sustituir los que los humanos habían perdido.

¿Interesante? ¿no? Así como ese dato, existen otros bastante curiosos que los expertos de Dental Studios nos cuentan.

Datos curiosos sobre implantes dentales que debes saber

Estéticamente y funcionalmente:

  • Estéticamente los implantes dentales lucen exactamente igual que un diente real, esa es una de las principales razones por los cuales las personas optan por ellas para reemplazar las piezas dentales que han perdido, bien haya sido por caries, enfermedades dentales, algún accidente de coche o cualquier otro motivo.
  • Los implantes dentales se sienten tan reales como un diente normal, además cumplen perfectamente las mismas funciones sin ningún tipo de problema o dificultad.
  • Son incrustados directamente en el hueso, por ese motivo se mantiene estable y no causa deslizamientos como puede ocurrir con algunos tipos de tratamientos de ortodoncia.
  • Muchas personas tenían la creencia de que, si se colocaban un elemento de este tipo, no iban a poder comer ni hablar bien, pero solo eran creencias mal infundadas; los implantes permiten masticar e ingerir alimentos perfectamente al igual que no afecta de ningún modo el habla.

Aspecto y funcionalidad de los implantes:

  • Están compuestos por tres partes: el cuerpo que también se conoce como tornillo y básicamente es lo que cumple la función de la raíz del diente y se ancla al hueso; el pilar cuya función es la de unir el implante con la corona, y esta última, que es la parte superior del mismo y que luce exactamente igual que una pieza dental real.
  • Los implantes dentales son fabricados mediante un proceso de torno de control, a través de un programa computarizado. Todas las piezas de titanio son analizadas de manera meticulosa para asegurarse que queden en perfecto estado y pueda cumplir a cabalidad con el propósito con el que fueron elaborados.

Tratamiento:

  • Ponerse un implante dental es un tratamiento que tiene resultados muy exitosos y sobre todo duraderos, la probabilidad de que algo no salga como se espera es de un 10%.
  • Para que tengan un tiempo de vida útil es necesario seguir una serie de recomendaciones, como, por ejemplo: evitar morder alimentos duros, no rechinar los dientes, no fumar, entre otros.
  • Un dato bastante interesante que no se puede ni se debe pasar por alto, es que los implantes dentales son biocompatibles ya que con el pasar del tiempo se fusiona al hueso, lo que hace sentir a la persona bastante segura de sí misma, con una sonrisa brillante y una autoestima por las nubes.
  • La razón de que sean biocompatibles es que el titanio con el que están elaborados, contiene esa propiedad que además tiene osteointegración; cualidad que lo convierte en el material predilecto para diferentes tipos de prótesis, no solamente la dental.
  • La cirugía para poner el implante es un proceso bastante simple que tiene una corta duración de aproximadamente 30 minutos, el cual es un tiempo subjetivo que depende de las necesidades del paciente.
  • El proceso se realiza de la siguiente manera: se coloca anestesia local en el área de la mandíbula donde se va a implantar el diente, posteriormente se hace una pequeña incisión en la encía para levantarla y tener acceso al hueso, se procede a colocar el implante y por último se cose la herida con puntos de sutura que tardan en cicatrizar aproximadamente de siete a diez días.

En cuanto a la resistencia y duración:

  • Los implantes dentales le dan la certeza y seguridad a la persona que los lleva puesto de que no van a perderlos, ni se van a dañar al momento de masticar, morder ni tener miedo de que en algún momento vayan a desprenderse. Funcionan tan perfectamente como lo haría una pieza dental real.
  • El titanio (que es el material con el que se elaboran los implantes dentales) no se descompone, por lo que, si se le da el cuidado necesario y se siguen las recomendaciones de los especialistas, la pieza puede durar por siempre.

Cuidan a los dientes sanos

  • Cuando se pierde un diente, queda un espacio que si no se llena puede generar enfermedades como aftas o afectar la posición de los que se encuentran alrededor; pero si se coloca un implante dental todo eso puede evitarse y las otras piezas no sufren ningún tipo de daño.
  • Muchos especialistas recomiendan colocarse un implante dental apenas se ha perdido la pieza, para evitar que existan complicaciones con la dentadura y otras partes de la boca.
  • Al momento de perder una o más piezas dentales, la mandíbula tiende a debilitarse, pero cuando se coloca el implante cumple con la función de fortalecer la mandíbula y estimular el crecimiento óseo del área donde se encuentra implantado el diente.

Se pueden poner a cualquier edad

  • Cualquier persona puede colocarse un implante dental, tenga o no tenga una buena estructura ósea y con el avance de la tecnología existen millones de modelos que se pueden implantar.
  • La forma en la que se colocan los implantes dentales es a través de una cirugía, sin embargo, también existen algunos que no requieren de un gran procedimiento y se hace con tecnología 3D.
  • La edad recomendada para poner un implante dental es cuando se ha alcanzado la mayoría de edad, es decir a los 18 años. No obstante, algunos especialistas opinan que lo mejor es hacerlo a los 23 o 25 años con la esperanza de obtener resultados mejores y más duraderos.
  • No existe una edad límite para ponerse un implante dental, por eso muchos adultos mayores recurren a esta solución para lucir una sonrisa perfecta.

Tienen múltiples beneficios

  • Brindan una sonrisa perfecta y natural como si nunca se hubiese perdido el diente.
  • Se adhieren perfectamente otorgando seguridad de que no van a desprenderse y protegen a los dientes sanos de la aparición de posibles enfermedades bucales.
  • No generan ningún tipo de molestia, es como si nunca se hubiese perdido una pieza de dentadura real.
  • Son noventa por ciento seguros, resistentes y duraderos.
  • Cuando se realiza la cirugía para implantar la pieza no genera ningún tipo de incomodidad durante el proceso ni durante el post operatorio, a diferencia de otros tipos de operaciones odontológicas.
  • No requiere de una higiene bucodental especializada con algún tipo de producto, sino que se realiza de la forma tradicional.
  • Contienen propiedades de osteointegración que es lo que permite que con el pasar del tiempo, el implante se adhiera al hueso y también estimula todo el tejido óseo que se encuentra a su alrededor.
  • Los implantes dentales no solo sirven para sustituir una sola pieza dental, si no varias o incluso la arcada completa.
  • Estos elementos son fijos, quedan sujetos al hueso y por lo tanto nunca se desprenden, una característica que se debe resaltar en comparación con las prótesis dentales que generalmente son removibles.

En cuanto a los tipos de implantes

  • Existen diversos tipos, los más comunes son los implantes fijos y los implantes removibles. Generalmente el primero es el más utilizado porque es el que ofrece mejores resultados, no obstante, los removibles son la solución para aquellas personas que no tienen suficiente hueso maxilar para poder sostener la pieza. Así mismo, también son fáciles de mantenerlos en perfecto estado.
  • Se pueden colocar tanto en la parte inferior de la mandíbula como en la parte superior, independientemente de donde se haya perdido la pieza dental real.

Limpieza y mantenimiento de los implantes dentales

  • Al igual que los dientes reales, los implantes también acumulan bacterias y restos de comida que como ya conocemos son los causantes de la placa bacteriana, que debilita y dañan los dientes, por ende, los implantes no son la excepción y se les debe aplicar una higiene dental adecuada.
  • Para evitar que se deterioren se deben cepillar con cepillo de cuerdas suaves, el cual puede ser manual o eléctrico, y utilizar seda o hilo dental para eliminar los restos de comida. Otra excelente opción es hacer uso de cepillos interproximales para limpiar los espacios donde la seda no alcanza.

Sin duda alguna los implantes dentales son la mejor solución para todas aquellas personas sin importar la edad que han perdido una pieza dental real, además de permitirles una función totalmente real, les brindan mucha confianza, autoestima y seguridad. Son bastante duraderos, resistentes y con propiedades biocompatibles que con el tiempo permiten que se queden fijos. Además, si se siguen al pie de la letra las recomendaciones dadas por el especialista tendrán un tiempo de vida de más de treinta años.

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest
Pocket
WhatsApp

Related News

Aprender inglés desde primaria

Vivimos en un mundo globalizado. Todos somos parte de un todo en donde la comunicación efectiva es un factor clave a la hora de desenvolverse

Decorar de una forma diferente

Es posible que te consideres un amante de todo lo que tiene cierta relación con el tema del mundo medieval y posiblemente en alguna que

No se pierda ninguna noticia importante. Suscríbase a nuestro boletín.

Scroll al inicio

Únase a nuestra lista de correo

Recibe las últimas noticias, ofertas exclusivas y actualizaciones.