Financiación para tu empresa cuando los bancos te cierran las puertas
21 octubre, 2020

Financiación para tu empresa cuando los bancos te cierran las puertas

Vivimos en un país en el que tienes que demostrar que tienes dinero para que te den dinero. No es ningún trabalenguas. Es la cruda realidad que cientos y cientos de empresas se encuentran en su día a día cuando tienen que solicitar financiación a un banco o a una caja. Y es así. Cuando tú decide emprender, además de mucho valor, tienes que tener paciencia. Por lo que te vas a encontrar en el camino no es sencillo.

Cuando llamas a la puerta de un banco para solicitar dinero para poner en marcha un proyecto, lo primero que te piden es demostrar que tiene unos ingresos o un patrimonio para poder respaldarlo. Está claro que si lo tuvieras, no acudirías al banco. ¿Verdad? Si tienes suerte y te conceden dinero, no suele ser la cifra deseada. No llegas para poder cumplir con tus proyectos. Pues afortunadamente no todas las puertas se cierran cuando un banco te da un portazo. Como se suele decir, se abren ventanas. Y una ventana es la de poder acudir a empresas que pueden ser tu complemento perfecto.

Ahora mismo en el mercado existen empresas que echan manos a los empresarios y emprendedores. Es el caso de Findango Finance que ofrece solución a la situación de encontrarse cada día con empresas que no podían obtener financiación de la banca tradicional, o que no podían acceder a financiación suficiente para sostener su negocio o hacerlo crecer. Ahora bien, ¿qué hay que tener para poder acceder a ello?

Desde Findago Finance, hablamos con su socia Fundadora y CEO, Mar Turrado. “Nosotros buscamos soluciones escuchando y entendiendo, sin rendirnos ante las dificultades, con transparencia, ética y profesionalidad”, explican. Sin duda, algo que nunca, o casi, vas a poder encontrar en una entidad bancaria donde solo te ven como un número. Y en unos años como un número rojo. De esta manera, hay diferentes fórmulas para encontrar financiación para los proyectos que están comenzando o que están pasando por culpa de la crisis por un mal momento.

Fórmulas para tener liquidez

No siempre no se tiene dinero por no tener ingresos. Al contrario, se tienen ingresos, se trabaja bien pero no se obtienen resultados. Es decir, que el resto de proveedores no te pagan. Para ello, te ofrecen la posibilidad de obtener una liquidez inmediata. ¿Cómo? Pues cobra tus pagarés sin esperar al vencimiento Hoy en día el descuento de pagarés es una de las fórmulas más utilizadas por pymes y autónomos para financiarse a corto plazo. Si dispones de pagarés y tienes que hacer frente a pagos de proveedores, nóminas, reformas, campañas de producción, pago de impuestos o cualquier otra necesidad, ofrecen descuento urgente de pagarés para empresas y sin CIRBE. Y es que La financiación circulante de préstamos a corto plazo no incrementa tu riesgo bancario.

Lo mismo ocurre con las facturas. España es de los pocos países en los que se no paga al contado. Aquí es habitual eso de cobrar a 30,60 o 90 días. Si confías en este tipo de empresas, ya no tendrás que preocuparte de las condiciones de pago que muchas grandes empresas imponen a las pequeñas compañías o autónomos, ya que te ofrece el anticipo de facturas sin CIRBE. De esta manera, puedes obtener los fondos que necesitas sin grandes esperas. Algo que tu cuenta corriente va a agradecer.

Menos conocido puede que sea el proceso de confirming para empresas. Esto consiste en poner a tu disposición una línea de financiación para tus proveedores. Aquí se les adelanta el pago de tus facturas. Sin duda, la mejor solución para ambos, ya que tus tiempos de pagos de las facturas ya no serán un problema a la hora de cerrar acuerdos comerciales.

Préstamo ajustado

Por último, también Findango ofrece la posibilidad de acceder a una especie de préstamo. Ese para que el los bancos no hacen más que ponerte pegas. Puedes acceder a una nueva vía de financiación circulante de préstamos a corto plazo para empresas, totalmente distinta a la banca tradicional. Y es que en este caso, ponen a tu disposición préstamos adaptados a tus necesidades con comisiones ajustadas y no con pistola como suelen hacer los barrios.

Ahora mismo las empresas necesitan financiación rápida para proyectos como por ejemplo, campañas de producción o publicitarias, compras de material, pagar a los proveedores o los temidos impuestos. Ya has visto que cuando un banco te cierre una puerta, puedes pensar que puede venir alguien que te abra varias ventanas.

 

 

Deja una respuesta