Las ventajas de los transportes capilares
1 julio, 2020

Las ventajas de los transportes capilares

Existen muchísimas armas para luchar contra la calvicie, pero no es que haya alguna que demostrase que su efectividad haya sido evidente. Las personas, con independencia de su sexo tienen problemas de caída de pelo y alopecia, no han podido solucionar esta clase de problemas con remedio de la abuela ni tampoco con los de origen químico.

Actualmente, solo hay un remedio para solucionar los problemas de la calvicie, los transplantes capilares. Estamos ante una técnica que es un avance en el campo quirúrgico con el que se pueden ir movilizando los cabellos que están sanos en una zona de la cabeza, hacia la zona donde ya no hay pelo.

La solicitan las personas que precisan tratamiento. Son muchos los usuarios que optan por hacer esta operación en países como por ejemplo Turquía, puesto que la seguridad que dan las clínicas por la gran preparación de sus equipos les ha hecho bastante famosos. En Beyousalud, como especialistas en este campo de la salud y la estética, no obstante defienden que en España el nivel en este tipo de trasplantes es bastante alto y cada vez más personas deciden hacérselos aquí por la mejora evidente en cuanto a la relación calidad/precio.

¿En qué consiste esta operación?

Básicamente es anestesiar a nivel local la zona de la cabeza en la que se hacen las incisiones. En las citas previas, el doctor elige la zona que se va a usar para donar el cabello, que suele ser la zona de la nuca, pues aquí nunca se cae el pelo del todo.

En esta zona es donde se van extrayendo los folículos pilosos. No existe un límite en cuanto al número de folículos que se extraen, pero sí que se tienen en cuenta el que la cicatriz no sea visible.

Después cada unidad folicular se va extrayendo en otra zona donde hayamos perdido el cabello mediante una punción fina en la piel que se encuentra en el cráneo, donde habrá que procurar que los injertos provoquen en el futuro una densidad en el cabello natural e idónea.

En cuanto el paciente pasa por las consultas y después de la operación, tiene que estar realizándose unos cuidados por un espacio de tiempo, donde tendrá que tomar ciertos medicamentos, champús cicatrizantes, etc.

No olvidemos que además se tienen que ir siguiendo algunas directrices, como no beber alcohol, café, fumar o hacer ejercicio por unas cuantas semanas para no sudar mucho por el cuero cabelludo.

Los pacientes también tienen que situarse de una determinada forma para dormir, de tal manera que la zona que se trate no quede afectada. Estos resultados se pueden ir viendo cuando pasen del orden de entre 6 meses a 1 año.

Si se quiere hacer este tratamiento de forma correcta, el paciente en cuestión debe ir a un centro especializado, puesto que es bastante importante que el cirujano que se encargue tenga experiencia, lo que permitirá unos resultados de mayor naturalidad. Por este motivo, es de las mejores decisiones que se pueden tomar

Ventajas de hacer un transplante capilar

Sin duda, es de las mejores alternativas y de las que más confianza genera a la hora de luchar contra la calvicie. Extraer unidades foliculares ha pasado a ser un método de gran eficacia para solucionar un problema que cada vez afecta a mayor cantidad de seres humanos.

Principalmente, las ventajas más importantes son las siguientes:

No a las cicatrices visibles

Un trasplante de este tipo no nos tiene que dejar cicatrices y menos aún que sean visibles. Entre los miedos más frecuentes que suelen acechar a los pacientes es que las cicatrices de las perforaciones puedan ser visibles, algo que no sucede por las avanzadas técnicas que son usadas en este tipo de operaciones.

Por todo ello, los pacientes no tienen que preocuparse, pues no con el pelo corto va a poder darse cuenta la gente de que se ha producido una cirugía.

Escaso tiempo para cicatrizar

Después del trasplante, el cuero cabelludo se tiene que adaptar a estos implantes y debe cicatrizar de manera correcta para que no se desprendan los folículos. Por todo ello, hay que pasar una serie de días donde se deberán seguir los consejos que nos recomiende el especialista.

En menos de una semana todo este periodo habrá terminado y la cicatrización habrá termina de manera correcta en el caso de que se sigan todos los pasos pertinentes.

No hay que estar en reposo una vez finalizada la cirugía

Al revés de lo que sucede en muchas de las operaciones quirúrgicas, esta no va a precisar de reposo. Una vez se ha terminado la operación, es posible ir retomando las actividades del día a día sin contratiempos, pero debiendo seguir las pautas que establece el doctor.

Aumenta los niveles de autoestima

La práctica totalidad de los pacientes que se someten a intervenciones, suelen acabar con satisfacción en base al resultado. Todo ello ayuda a que aumente la confianza y la seguridad en ellos mismos, lo que facilita la vida social y profesional.

Incluso además se pueden llegar a tomar unas costumbres que se habían dejado de producir por la caída del pelo y por los importantes complejos que para muchas personas supone todo ello.

Garantías a largo plazo

Los trasplantes de pelo dan garantía de dar resultados a largo plazo, especialmente cuando los comparamos con otros tratamientos. Salvo que se produzca un incidente, el pelo nunca se va a volver a caer, por lo que esto es una inversión que creemos bastante buena en cuanto a seguridad.

Esperamos que después de este artículo te hayan quedado bien claras las ventajas que existen para los pacientes que se someten al trasplante capilar, pues es una opción de lo más popular en la que debemos siempre confiar.  Así que ya sabes, si te lo estás pensando, ni lo dudes, seguro que no solo volverás a tener pelo, también mejorará tu vida en todos los ámbitos, especialmente en el de la autoestima, que suele ser de las que sufren más la caída del cabello.

Deja una respuesta